Empacar para un viaje de negocios


Es increíble como pasa el tiempo … casi sin sentirlo ya estamos en Mayo. ¿Qué cosa no? Y también casi sin sentirlo ya voy en el día 25 de mi dieta, ¿recuerdan que les conté del plan de 30 días? Bueno el resumen de estos días es que perdí 3 kilos, he hecho muchísimo más ejercicio que lo que solía hacer (casi 2 hr por día) y estoy comiendo delicioso. Si ya se … no hay dieta que sea rica, pero considerando las limitaciones típicas de una dieta, les puedo decir que al traer recetas para cada plato, le quita el factor aburrimiento, y la hace muy rica en cada ocasión. Así que me faltan 5 días y espero que todo siga como hasta ahora … ¡va el último tirón!.

 

Y bueno, ya entrados en el tema de los planes y la rapidez hoy les voy a hablar de algunos consejos básicos para ocasiones en donde justamente no tienes oportunidad ni de planear ni tiempo para preocuparte por eso. Me refiero a los viajes de negocios, te voy a dar algunos tips para empacar tu maleta de una manera más eficiente.

→ Generalmente en este tipo de viajes, tienes el itinerario apretadísimo y cada minuto que ahorres es oro, por lo que lo primero a considerar es que en vez de llevar una maleta grande, debes llevar una pequeña que puedas llevar contigo y así evitar documentarla. Ahorrarás el tiempo de espera del equipaje cuando llegues a tu destino.

 

→ Tu maleta debe ser ligera, ahora cada vez esta más restringido el asunto del peso y si de por si es poco, no quieres que la mitad del peso permitido sea por lo pesada de tu maleta.

→ Has una lista de las actividades que vas a realizar, tanto formales como informales y crea conjuntos que sean combinables con uno o dos pares de zapatos, el mismo cinturón, la misma cartera (bolsa) y el mismo abrigo (si es que es invierno). Puedes utilizar los mismos accesorios cambiando todo lo demás y nadie lo notará. O también puedes transformar un conjunto informal a uno formal solo con accesorios y algunos cambios en tu maquillaje.

 

→ Cuando vas a reuniones de trabajo, lo ideal es utilizar conjuntos de colores neutros por lo que las combinaciones que puedes crear son fáciles y no tienes que pensar tanto.

 

→ Se práctica y cómprate un kit de viaje de belleza, que traiga un neceser con botellitas para shampoo, enjuague, crema, etc. Así no te llevas las botellas de a litro que usas en tu casa. Recuerda que no te dejan pasar al avión nada mayor a los 100 ml.

 

→ En cuanto a los zapatos, por favor mételos en bolsas especiales de tela o en bolsas de plástico, lo que tu prefieras, pero por favor, nunca los metas así nada más entre tu ropa, son zapatos, y están sucios de la suela, así que evita que toquen tu ropa limpia.

→ Otro detalle que hay que cuidar sobre todo si te abren la maleta, es guardar la ropa interior en una bolsa separada y toda junta, así evitas el “señor salieron volando mis calzones (bombacha) ¿me los pasa por favor?”.

 

→ Y lo más importante, es como acomodas la ropa que llevas para que no te llegue arrugada y te quepa todo. La clave es no dejar espacios vacíos. Esto no quiere decir hacer tu ropa “bolita” para llenar un espacio entre los zapatos, no! Porque sino vas a tener que llegar a planchar lo que sea que hiciste “bolita” y eso es perdida de tiempo. A lo que me refiero es cubrir los espacios con cosas pequeñas para crear superficies y capas lo más uniformes que eviten que justamente se arrugue la ropa y permitiendo a la vez que quepan más cosas.

 

Espero te sirvan estos consejos que aplican también si te vas de vacaciones, solo que ahí tienes mucha más libertad de espacio y variedad de combinaciones, sin embargo, recuerda siempre, hay que ser prácticos y no llevar muchos colores incombinables que requieran todos los accesorios y zapatos diferentes cada día. Aplica estos consejos y te vas a dar cuenta que también puedes ir de vacaciones con mucho menos ropa de la que siempre llevas y ¡seguirte viendo espléndida!.

¡Hasta la próxima!

Fabiola

This post is also available in: Inglés


One Comment, Comment or Ping

  1. Paula

    Empacar…me encanta el “palabro”, el problema es si llevas botas de caña alta..¿dónde las metes? no es lo mismo hacerse la maleta en verano que en invierno y luego está el tema de doblar las coas y que te encajen perfecto como un Tetris sin que queden huecos. O doblar las camisas de seda o vestidos delicados para que no queden hechos un mogollón…o tapar mal el bote de champú y que llegues a tu destino con toda tu ropa con olor a Pantene pro V…..odio hacer la maleta!!!

    mayo 9th, 2012

Reply to “Empacar para un viaje de negocios”

Partly powered by CleverPlugins.com